Andreas Egger tuvo una vida sencilla y extraordinaria

0
Andreas Egger tuvo una vida sencilla y extraordinaria

Toda una vida es una extraordinaria narración de un ejemplo de adaptación a la vida que muestra la posibilidad de disfrutar de lo bueno y superar el dolor, sin importar qué tan grande sea. Su personaje principal Andreas Egger sufre, trabaja, ama y observa al mundo desde su mirada noble, de tal forma que su vida común se torna interesante y aleccionadora.

Esta historia narra cómo este personaje, alguna vez caracterizado por su amargura y resistencia al cambio, logró trascender sus miedos e increíbles sufrimientos, para convertirse en un hombre agradecido y pacífico.

“Una bellísima contemplación de la vida solitaria en un valle remoto, en el que el mundo moderno se va infiltrando poco a poco”. Ian McEwan

Después de quedar huérfano a muy temprana edad, el pequeño Andreas fue trasladado a una aldea recóndita de los Alpes, para vivir en la granja de su tío Hubert, quien lo obligó a trabajar de sol a sol y lo maltrató al grado de dejarlo lisiado de una pierna a los 8 años. Así transcurrió su infancia y cuando cumplió los 18 se fue de la granja. Consiguió un trabajo y con algunos ahorros, compró un terreno para instalarse.

“He gozado con esta novela breve, pero maravillosamente ejecutada”. Margaret Atwood

A lo largo de su vida Andreas conoció el amor cuando se enamoró de Marie, participó en la construcción de uno de los proyectos más modernos de la aldea: el teleférico. Vivió durante ocho años en un campamento de prisioneros de guerra. Cuando regresa a la aldea se encuentra solo y con poca energía para continuar. No obstante, consigue reinventarse y comienza a trabajar como guía de turistas en el teleférico.

“Cada detalle, cada palabra, cada frase… todo está perfectamente colocado en esta novela. Un libro muy breve, un resultado inmenso”. Elmar Krekeler, Die Welt

La vida de este personaje se caracteriza por su capacidad de trascender la adversidad. Porque, a pesar de que perdió lo que más amaba: su familia, su casa y la naturaleza, su actitud resiliente lo hace sentirse en paz con el mundo y reconocer de manera especial lo valioso de la vida.

Leave a Reply

Name
Name*
Email
Email *
Website
Website

Shares